16 feb. 2011

S, continúa creciendo así

Para sobresalir hay que ser sobresaliente, pero no con la idea de sobresaliente que teníamos en la escuela primaria cuando recibíamos el boletín donde significaba el máximo al que podíamos aspirar. Es salir de la media, ser un poquito mejor, y si la media es mediocre la tarea es más fácil aún. Ser ordenada, paciente, saber escuchar, sonreír, pensar, comprometerse, ir un poco más allá, son cualidades imprescindibles. El principal desafío para no caer en la chatura es recordar no querer hacerlo. Ése debe ser el punto de partida. Después nos ocuparemos de seguir avanzando.

No hay comentarios: