14 sept. 2011

Mi vecina extraña a su anterior vecina

Mi nueva vecina de balcón es una señora bastante grande, anciana digamos. El término de anciana no se lo añado tanto por la edad como por el aspecto. -Mi abuela, por ejemplo, tiene más de noventa años pero de anciana no tiene un pelo.- Tiene dos dientes arriba y un par más abajo, sin ánimo de ofensas debo reconocer que mientras hablaba pensaba que tendría que juntarla con mis cobayas. Me contó en una charla amena, mientra yo lijaba un porta maseta colgante, que tiene catorce hermanos muertos, y ella, la menor, se había quedado solita. Anda con andador (valga la redundancia) pero se defiende en las tareass cotidianas. Me deseó mucha suerte, felicidad y salud. La próxima le pregunto el nombre, casi la invito a tomar mate y hacerle compañía.

No hay comentarios: