14 sept. 2011

...al fondo del tacho

Y encima, cuando llamo a reclamar, me atiende una mina con esa cortesía y amabilidad desbordante porque las están grabando y me dice que necesita los datos del titular. No no, no me entendés, me dijeron que pasaban y yo me quedé a esperarlos en vano porque no aparecieron, te doy la dirección y fijate cuando pueden volver...¡bah, venir!. Que no, que señora disculpe pero no puedo, que lo lamento mucho, que muchas gracias por comunicarse. Ojalá haya presentido mi cara cuando le corté bruscamente el teléfono.

No hay comentarios: